Pseudoanonimato

El pseudoanonimato es la apariencia, pero no la realidad, del anonimato en línea.

Por lo general, el pseudoanonimato permite publicar y comentar de forma anónima. Los usuarios pseudoanónimos no tienen un identificador visible, y la información que se puede vincular a ellos solo está disponible para los proveedores de servicios o administradores del sitio (a menos que los propios usuarios proporcionen dicha información en sus mensajes). Sin embargo, eso no significa que los mensajes no se puedan rastrear hasta sus fuentes. Los usuarios generalmente deben proporcionar algún tipo de identificación para registrarse y las direcciones IP generalmente se registran y guardan.

Muchos sitios o servicios que permiten la publicación anónima estipulan que los administradores pueden proporcionar a la policía las direcciones IP de los usuarios, las coordenadas GPS, los detalles del dispositivo y los datos y la hora de cada mensaje si está respaldado por una orden de registro, una orden judicial o una citación. Algunos sitios también ponen la información del usuario a disposición de otras empresas y anunciantes.

Si bien el pseudoanonimato puede ser bueno para las libertades civiles, la privacidad y la seguridad, algunos usuarios pueden explotarlo para abusar de otros usuarios o para destrozar sitios. En sitios verdaderamente anónimos, este comportamiento puede ser difícil de regular ya que los usuarios pueden regresar casi indefinidamente. Sin embargo, en los sitios pseudoanónimos, los administradores tienen acceso a información que se puede utilizar para prohibir a los usuarios y evitar que regresen.

El pseudoanonimato está relacionado con el seudonimato, el sistema más común, en el que los usuarios son identificados por algo diferente a sus nombres reales.

Ver también: perfil seudónimo