Disco de diferenciación

Un disco de diferenciación es un disco duro virtual (VHD) que almacena los cambios realizados en otro VHD o en el sistema operativo invitado. El propósito de diferenciar discos es permitir mantener información sobre los cambios realizados para que puedan revertirse si es necesario.

Los discos de diferenciación se basan en un VHD de tamaño fijo o en expansión dinámica y se pueden configurar con relaciones padre-hijo para formar una jerarquía de tipos de VHD. Los discos almacenan todos los cambios que de otro modo se escribirían en el VHD principal. Sin embargo, es importante recordar que, como regla, cualquier VHD que sirva como padre debe ser de solo lectura.

La diferenciación de discos puede aumentar la capacidad de administración, especialmente cuando varias VM comparten una configuración similar, y puede reducir drásticamente la cantidad de espacio en disco requerido en una computadora host de Virtual Server. Los inconvenientes son que los discos de diferenciación pueden ser difíciles de administrar y las jerarquías de discos grandes pueden generar problemas de rendimiento, especialmente si todos los archivos VHD físicos se encuentran en los mismos discos o matrices. Dentro de Virtual Server, puede fusionar un disco de diferenciación con su padre, una operación que confirma todos los cambios y actualiza el VHD base o crea un nuevo archivo VHD.